Soteriología (la doctrina de la salvación)

Introducción

La teología significa simplemente pensar acerca de Dios y expresar esos pensamientos en alguna manera. La frase “sana doctrina,” que Pablo usa, significa doctrina saludable (2 Tim. 4:3; Tito 1:9). La doctrina saludable, o la teología saludable, siempre se espera que resulte en una forma santa de vivir. La teología saludable se expresa no sólo en un credo, sino en un vivir fructífero; y una vida santa tiene que basarse en una teología saludable. Pero, el conformar nuestras vidas a la imagen de Cristo es la meta definitiva al estudiar la teología. Sin embargo, a fin de cuentas, ningún libro puede hacer esto. Solamente lo pueden hacer usted y Dios.

Soteriología (La Doctrina de la Salvación)

La soteriología, la doctrina de la salvación, es el tema mayor en las Escrituras. Abarca todas las edades como también la eternidad pasada y futura y se centra en la persona más importante, nuestro Señor Jesucristo. Desde la perspectiva de Dios, la salvación incluye la obra completa de Dios en traer a las personas de la condenación a la justificación, de la muerte a la vida eterna. El alcance inclusivo de la salvación se subraya por observar los tres tiempos de la salvación; al momento de creer uno fue salvo de la condenación del pecado (Ef. 2:8; Tit. 3:5); ese creyente también está siendo salvado del dominio del pecado, santificado y preservado (Heb. 7:25) y será salvado de la misma presencia del pecado para siempre en el cielo (Ro. 5:9- 10).

La palabra hebrea yasha relacionada con la salvación en el A.T. significa libertad de lo que amarra o restringe, rescate, liberación o el darle algo amplitud o anchura. Creo que el pecado trajo y trae alejamiento de Dios y la depravación significa que nada que haga el hombre ganará algún favor o consideración de Dios en lo que concierne a la salvación. Creo que Dios en su gracia y misericordia ha provisto salvación por la obra de Cristo en la cruz (Mt. 1:21; Jn. 3:16, 17).

Creo que la obra de Cristo fue sustitutoria a cada persona y que proporciona salvación, perdón de nuestros pecados y una vida eterna (Jn. 10:10; Ro. 5:12; I Co. 15:1-4).

Creo que la salvación es un acto divino operado por Dios en la vida del hombre y que trae estos resultados en la experiencia del mismo.

  1. El arrepentimiento — un cambio de mente genuino, no superficial, tocante a algo, que es seguido por alguna transformación del comportamiento.
  2. La fe — significa confianza, certidumbre, contar con que algo es verdad. Por supuesto, la fe debe tener contenido; tiene que haber confianza o certidumbre acerca de algo. Tener fe en Cristo para salvación significa confiar en que Él puede remover la culpabilidad del pecado y dar vida eterna.
  3. Regeneración — La palabra, usada solamente dos veces en el N.T. (Mt. 19:28; Tit. 3:5), significa nacer de nuevo. Es la obra de Dios que da nueva vida al que cree.
  4. Gracia — la generosidad gratuita de Dios a través del don de Jesucristo. El sacrificio de Cristo es el supremo testimonio de la gracia (2 Co. 8:9; Fil. 2:5).
  5. Redención — Es la obra de Dios por la cual nos compró y nos libró de la condenación y el poder del pecado por medio de la sangre de Jesucristo y el poder del Espíritu Santo (Ga. 3:13; Ef. 1:7; Heb. 9:12).
  6. Justificación — anunciar un veredicto favorable, declarar justo.
  7. Imputación — Es el acto de Dios por la cual imparte al creyente la justicia eterna de Cristo. (Ro. 3:21; I Co. 1:30).
  8. Propiciación — remoción de la ira de Dios a causa de la ofrenda de Cristo.
  9. Perdón — Olvido del pecado y olvido, también, del precio que se ha de pagar por el pecado.
  10. Santificación — el creyente unido con Cristo, santo. Santificación progresiva es la separación del pecado para vivir para Dios (Hch. 9:13, 32; 26:10; Ro. 12:1, 2).
  11. Adopción — colocar al creyente en la familia de Dios como hijo adulto.
  12. Elección — Es la selección pretemporal por parte de los que habrían de ser salvos. Dios es soberano y el hombre responsable. Dios envió su palabra escrita y encarnada, su Espíritu Santo y el evangelio para ofrecer salvación (Ro. 9:11, 18-23; 2 Tes. 2:13).
  13. Seguridad eterna — la obra de Dios que garantiza que el don de la salvación, una vez recibido, es para siempre y no se puede perder.

El misionero Ángel Espada y su esposa Margaret sirven al Señor en Aibonito, Puerto Rico bajo la misión Baptist International Missions.

Este es uno de los artículos de la Declaración Doctrinal presentada por el misionero Espada el día de su ordenación al ministerio.

El Escudo de la Fe

 

Compartir en Facebook

7 Responses to “Soteriología (la doctrina de la salvación)”

Read below or add a comment...

  1. Ariel says:

    De acuerdo a este articulo 12, entonces los seres humanos ya fueron elegidos los que se salvan y por ende los que van al infierno también están elegidos?,
    Para quien escribió este articulo entonces Dios no dio albedrío de recibir o rechazar el mensaje de salvación?
    Creo que esto se enseña en el calvinismo insertos entre los bautistas con el nombre de bautistas “reformados” .
    Creo que abandona el fundamentalismo bíblico este párrafo del articulo.

    • Calvin George says:

      Hola. Conozco al autor personalmente, y él no es calvinista. En literaturabautista.com no promovemos, defendemos o enseñamos el calvinismo. Pero al rechazar el calvinismo debemos tener cuidado de no negar la soberanía de Dios, el hecho de que él tiene conocimiento previo de todo, y lo que la Biblia enseña acerca de la elección.

    • Francisco Trinidad says:

      “Dios nos dio libre albedrío”; por eso tenemos libertad para recibir o rechazar el mensaje de salvación, pero al hacerlo estamos aceptando o rechazando el sacrificio que nuestro señor Jesucristo hizo para el perdón de nuestros pecados, La muerte de Cristo no fue un accidente inesperado, pues, estaba ordenado así desde la eternidad. (Apoc. 13:8). Por otra parte, el lenguaje usado en el Nuevo Testamento para hablar de los efectos de la muerte de Cristo, no pueden entenderse a menos que dicha muerte no fuera un sacrificio. (Rom. 3:25, Ef. 1:7, I Juan 1:7) El mismo Señor en la última cena dice: “Esta es mi sangre derramada para la remisión de los pecados”. Por lo antes dicho llegamos a la conclusión de que la muerte de Cristo fue un sacrificio completo y perfecto.
      Él murió por ti y por mi, pero es “TU DECISIÓN” aceptar o no ese sacrificio… y las consecuencias de la decisión que tomes las sabrás (lo creas o no) cuando estés en la presencia del Señor y te pida cuentas.

    • Héctor Castellanos says:

      Hermano si lees con cuidado….no se excluye a nadie…pues el escritor del artículo dice que Dios es soberano y el hombre es responsable.

  2. jesus says:

    El calvinismo no considera todo lo que es Dios, a parte de soberanía también es amor y justicia, los calvinistas solo consideran la soberanía achicando los demás atributos de Dios.

  3. Este es un debate desde hace ya muchos años atrás incluso antes de Calvino y nadie puede explicar porque el único Dios verdadero dio su vida para salvar a los hombres que lo rechazan todos los días, pero de lo que podemos estar seguros es de que el vino a dar su vida para que todo aquel que en el cree no se pierda… sigan creciendo en la Fe amigos lean más de lo que ya han leido y si la biblia enseña la predestinación como una doctrina entonces enseñemos la predestinación bíblica.

  4. carlos says:

    Dios lo sabe todo pero nosotros no debemos meternos en lo que solo a Dios le toca pensar ( predestinacion)

Deje un comentario respetuoso. Tome en cuenta que esto no es un foro de debates, y no todos los comentarios son aprobados.

*