Confesión y absolución

Salmo 51 Rey David en la confesión que nos dejó en el salmo 51 nos muestra el peso del pecado que le agobiaba, no teniendo nada en su favor que alegar. “Ciertamente el hombre es vanidad y su justicia, como harapos inmundos; en su carne no hay ninguna cosa buena”. […] Leer más »

El pecado trae pobreza (bosquejo)

Eccl. 9:18 Intro. En este mensaje quiero verificar el hecho de que el pecado trae la pobreza.  Al principio quiero contarles algo de un hombre que yo conocí hace algunos años.  Se llamaba Roberto Martín.  Él era el yerno de un banquero y empleado en el banco.  Tenía todo lo […] Leer más »

Placer pecaminoso y legítimo

Para el mundano, la vida cristiana parece ser ascetismo en lo extremo o, como se dice, puritano. Para el creyente nuevo la vida cristiana es lo ideal. Es su anhelo llegar a este nivel pero parece difícil si no imposible. Mientras que maduramos y ganamos la victoria sobre la carne […] Leer más »

Un bocado de pan

“Porque a causa de la mujer ramera el hombre es reducido a un bocado de pan; Y la mujer caza la preciosa alma del varón”. (Proverbios 6:26) “Hacer acepción de personas no es bueno; Hasta por un bocado de pan prevaricará el hombre”. (Proverbios 28:21) Un bocado de pan significa […] Leer más »

El pecado es egoísmo

Nos conviene preguntarnos, ¿de qué consiste el pecado? Por más que analicemos la pregunta, lo más que llegamos a la conclusión de que el pecado es egoísmo. No hay duda de que el egoísmo es pecado, pero a su vez, podemos decir que el pecado es egoísmo. Jesús nos mandó […] Leer más »

El pecado es afrenta

El hombre moderno ha encontrado un sin fin de maneras de disminuir el labor y aumentar la diversión. No me hace falta hacer mención de ejemplos porque están por todos lados. Nuestra vida no es tan rigurosa como la de nuestros antepasados, pero todavía hay algo que nos falta. Andando […] Leer más »

El sentido de repugnancia

Debemos medir nuestros valores morales no únicamente por lo que no hacemos sino también por lo que estamos dispuestos a tolerar. A veces es cierto que tenemos que aceptar lo malo con lo bueno pero, si nuestro sentido de repugnancia es lo que debe ser, aun debemos rechazar lo bueno […] Leer más »